¿Qué es la Web3?

15 de febrero de 2022

Autora: Jackie Wiles

No se espera que la Web3 adelante a la Web 2.0 en el entorno empresarial antes de finalizar la década, pero ya puedes empezar a hablar de un mundo menos centrado en la autoridad, con una actividad comercial más automatizada.

En resumen:

  • La Web3 hace de la interacción entre usuarios la esencia de una nueva generación de relaciones comerciales y sociales en red. Elimina las plataformas, los servidores y las autorizaciones centralizados como principales gestores de información y de flujos de valor.
  • La Web3 beneficiará en un primer momento a las grandes empresas a través de aplicaciones que aprovechen los nuevos modelos de negocio, redes sociales y plataformas de juego posibilitados por el blockchain.
  • Lo primero que deben hacer los ejecutivos de Tecnología de la Información es conocer las principales diferencias entre la Web3 y la Web 2.0, los incipientes casos de uso de la Web3 y las tecnologías asociadas.

El término Web3 fue popularizado por Gavin Wood, cofundador de Ethereum, quien defiende que la centralización no es socialmente sostenible a largo plazo. Conocida también como Web 3 y Web 3.0, la Web3 elimina la necesidad y las funciones que desempeñan las autoridades y los “guardianes” centralizados en la Web 2.0, como los principales motores de búsqueda y las plataformas de redes sociales

“Las innovaciones de la Web3 abrirán nuevos horizontes en internet y darán lugar a aplicaciones que no eran posibles hasta ahora”, afirma Avivah Litan, destacado analista VP de Gartner. “De todas formas, la Web 2.0 sigue teniendo ventajas en términos de escala, servicio al cliente y protección del cliente. Algunos riesgos potenciales de la Web3 son la ausencia de protecciones para el cliente, la aparición de nuevas amenazas de seguridad y el retorno a un control centralizado, así que las organizaciones querrán reforzar su gobernanza y su gestión del riesgo antes de sustituir sus aplicaciones de la Web 2.0”.

Mira lo que dicen nuestros expertos: Las oportunidades y los retos en torno al blockchain

En qué se diferencia la Web3

La Web3 resulta atractiva porque facilita las interacciones entre usuarios sin pasar por plataformas centralizadas ni intermediarios. 

“La idea cuando se creó la Web era dar a todo el mundo la posibilidad de publicar; con la Web 2.0 se trataba de que los lectores fueran también escritores,” relata Whit Andrews, destacado analista VP de Gartner. “La intención con la Web3 es otorgar a cualquier participante en la web su propia capacidad de control independiente”.

La cantidad de tecnología que utiliza la Web3 se basa en el blockchain descentralizado y hace posible la aparición de nuevos modelos de negocio y relaciones sociales. Los usuarios son dueños de sus datos, identidad, contenido y algoritmos y participan como “accionistas” porque son propietarios de los tokens (activos digitales) o las criptomonedas del protocolo. Este tipo de propiedad supone apartar el poder y el dinero de las manos de los “guardianes” de la Web 2.0 centralizada, como las grandes tecnológicas y los gobiernos. 

Los tokens y las criptomonedas sostienen los modelos de negocio y la economía de la Web3, que abre nuevas oportunidades relacionadas, por ejemplo, con la monetización de los criptovalores no fungibles (nonfungible tokens, NFTs) en las nuevas aplicaciones del metaverso.

Aunque los términos “metaverso” y “Web3” suelen confundirse, en realidad describen dos conceptos distintos, si bien relacionados. El metaverso es la visión evolucionada de un mundo nativo digital en el que pasaremos el tiempo trabajando, socializando o participando en todo tipo de actividades. La Web3 proporciona unos protocolos y una cantidad de tecnología descentralizados que podemos utilizar para construir partes de un metaverso y las nuevas comunidades y economías que posibilitará.

Descargar ahora: Hoja de ruta de tecnologías emergentes de 2021 a 2023

Casos de uso de la Web3

Las aplicaciones de la Web3 existentes se limitan a las empresas, pero ya empiezan a surgir aplicaciones públicas. Algunas de estas son las finanzas descentralizadas (DeFI), los NFT, los juegos “play-to-earn” y las organizaciones autónomas descentralizadas (decentralized autonomous organizations, DAOs) organizadas por comunidades. Por ejemplo:

  • Los protocolos de finanzas descentralizadas (DeFi), como Aave y MakerDAO, proporcionan a los usuarios servicios de préstamo de dinero basados en contratos inteligentes. Esto elimina la necesidad de intermediarios y permite unos rendimientos y rentabilidades más altos, aunque el riesgo también es mucho mayor. 
  • Los juegos “play-to-earn” que utilizan criptovalores no fungibles (NFT) constituyen un medio de obtención de ingresos para los usuarios. Estos juegos también han dado lugar a organizaciones sin ánimo de lucro que dedican los ingresos obtenidos con el juego a financiar becas para usuarios desfavorecidos.
  • Algunos creadores de contenido, como algunos artistas, están vendiendo sus obras mediante contratos inteligentes de NFT que garantizan que el creador es quien recibirá el pago (y no los intermediarios) en virtud de cláusulas establecidas por ellos mismos cada vez que, por ejemplo, venden una obra.

Los ejemplos de éxito de la Web3 en los sectores consolidados son escasos y no es probable que las grandes empresas cedan fácilmente la gobernanza, la vigilancia y el control de las aplicaciones que utilizan junto con otros participantes del ecosistema digital con el fin de mudarse a la Web3. De todas formas, la mayor parte de las organizaciones querrán implementar tarde o temprano aplicaciones y procesos que se beneficien de la informática con minimización de la confianza y de los nuevos modelos de negocio y oportunidades que solo la Web3 es capaz de prometer.

Protocolos y tecnologías que la facilitan

Algunos protocolos y tecnologías colindantes con la Web3, y que evolucionan con ella y le aportan valor, son los siguientes:

  • Informática fiable de garantía de la privacidad fuera del blockchain (off-chain) integrada en los contratos inteligentes del blockchain (on-chain).
  • Interoperabilidad entre bloques de blockchain que facilita el movimiento de activos entre bloques aislados.
  • Capas de abstracción del software intermedio que ayudan a los desarrolladores a implementar aplicaciones con portabilidad.
  • Soluciones redimensionables que aligeran la carga informática de los bloques de nivel básico (capa 1) de blockchain, como Ethereum y Bitcoin.
  • Sistemas de almacenamiento distribuidos, permanentes y seguros para datos de fuera del blockchain (off-chain) vinculados con el blockchain.
  • Otras tecnologías, por ejemplo, protocolos de garantía de la privacidad, como las pruebas de conocimiento cero que protegen la información confidencial, y modelos de inteligencia artificial (IA) capaces de insuflar inteligencia en los NFT.

Comparación entre la Web 2.0 y la Web3

Aspecto del protocolo

Web 2.0

Web3

Modelo de confianza

Servicios, servidores y software centralizados

Confía en las empresas que están detrás.

Descentralizada, entre usuarios, sin una autoridad central, sin un punto único de fallo.

La confianza se minimiza: confía en el protocolo descentralizado.

Gobernanza

Poder consolidado entre los gigantes digitales.

Organizaciones autónomas descentralizadas (decentralized autonomous organizations, DAOs), con la gobernanza distribuida entre las partes interesadas (titulares de tokens de gobernanza).

Modelo de negocio

Los gigantes digitales y los proveedores de servicios poseen datos de los clientes y los utilizan para obtener ingresos.

La red de blockchain remunera a los validadores de las transacciones por su trabajo.

Se aplica la teoría de juegos para mantener la integridad de las transacciones.

Contenido

Dinámico, generado por usuarios

El contenido origen puede duplicarse.

Es propiedad del usuario y no está acoplado a los servicios de la Web 2.0.

Modelos de participación del usuario

Servicios gratuitos a cambio de los datos del usuario

Pagos a los intermediarios por el funcionamiento de los servicios y el software.

Los usuarios son dueños de sus datos y del contenido, y pueden monetizarlos.

Los pagos se efectúan directamente a los validadores de las transacciones del blockchain.

Interfaces de usuario

Web

Redes sociales

Aplicaciones para celular

Aplicaciones descentralizadas (dApps)

Mercados web o servicios centralizados

Métodos de autenticación del usuario

Identificadores de usuario

Contraseñas

Otras autenticaciones

Clave privada que permite al usuario acceder a registros en un blockchain; la clave privada puede encontrarse en una cartera digital alojada en sistemas propios o de terceros.

Sistema financiero

Gestión centralizada por parte de bancos centrales y otras entidades y redes financieras.

Gestionada mediante contratos inteligentes (básicamente, cláusulas de tipo “si A, entonces B”) y protocolos de blockchain.

No existe un control centralizado ni existen intermediarios de pago.

Moneda

Moneda avalada por gobiernos y gestionada centralmente (como la moneda controlada por un banco o el proveedor de una cuenta de depósito de valores).

Criptomoneda integrada en blockchain descentralizado

Los usuarios son sus propios bancos, aunque pueden delegar sus funciones en un mercado de intercambio centralizado.

 

Disfruta de las conferencias de Tecnología de la Información

Súmate a tus compañeros en la presentación de las últimas novedades en las conferencias de Gartner.